Viaje en familia por el Alt Maestrat

276
PUBLICITAT

Benassal, Catí, Culla y Ares, municipios de Alt Maestrat Human Land, ofrecen al visitante la posibilidad de realizar diferentes actividades para todos los gustos y edades. De esta forma, el interior castellonense nos da la posibilidad de disfrutar de jornadas entretenidas, lúdicas y culturales en compañía de la familia y amigos.

Si optamos por hacer una escapada rural con la familia, Alt Maestrat Human Land nos ofrece un sinfín de actividades para realizar.

Si lo nuestro son las excursiones culturales no podemos perdernos el Parque Cultural de la Valltorta, uno de los enclaves de arte rupestre levantino más importantes y declarado Patrimonio Mundial por la UNESCO. En la Cova Remígia, situada en Ares del Maestrat, se encuentran más de 750 motivos en buen estado de conservación que nos transportan a la época de los primeros hombres. Si os ha gustado la experiencia de ver pinturas rupestres, también podéis ir a Benassal y visitar el Racó de Nando.

Seguimos recorriendo la historia para esta vez conocer enclaves medievales como la Nevera dels Regatxols, en Ares del Maestrat, donde se muestra la antigua tarea de guardar la nieve durante el invierno. Hoy en día es un centro de interpretación. Podemos visitar también el Castillo de la Mola en Benassal. Esta antigua fortificación conserva en su interior vestigios de arte islámico y cristiano. Además, tras haber sido en los últimos años escuela, vivienda y ayuntamiento; actualmente acoge el Museo Arqueológico de l’Alt Maestrat en el que hay un repaso por la historia que va desde el 8.000 a.C. hasta el siglo XIII. Luego nos dirigimos hacia Culla, allí optamos por adentrarnos en las ruinas del antiguo castillo musulmán del siglo XIII y el granero del Comendador -la antigua prisión en la que todavía se mantienen las cadenas y los dibujos realizados por los reos-. Finalmente, visitamos Catí, donde, sin duda, tenemos que ir a la Lonja o Casa de la Vila, que edificada entre 1417 y 1437 alberga un centro de interpretación sobre la historia del municipio.

Tras haber conocido algunos ejemplos de arte medieval, avanzamos en la línea temporal y llegamos a las últimas décadas de 1900. Visitamos la Escuela del Canto en Benassal y nos adentramos en el pasado económico reciente de la zona conociendo la Fuente En Segures y la planta embotelladora de Agua de Benassal y la fábrica artesanal de Quesos de Catí y el centro de interpretación de Agua de l’Avellà. Las tres mantienen hoy en día su actividad y realizan visitas programadas a sus instalaciones.

Si más que la historia lo nuestro es la naturaleza, podemos hacer nuestra ruta familiar por alguno de los parajes naturales del Alt Maestrat. El Rivet en Benassal, el entorno de l’Avellà en Catí, el Barranc dels Molins en Ares del Maestrat o la majestuosa Carrasca de Culla son algunos de los lugares verdes llenos de historia que podemos visitar. Muchos de ellos cuentan a su vez con centros de interpretación, senderos señalizados y sitios de descanso para hacer más amena nuestra visita.

También cabe destacar las posibles visitas a diferentes enclaves como el Parc Miner del Maestrat y Astromaestrat, ambos en Culla o el Museo de la Cova del Castell en Ares.

-Más información y visitas
Los cuatro municipios que componen Alt Maestrat Human Land, Catí, Culla, Benassal y Ares, ofrecen diferentes visitas y rutas guiadas que varían en función de la época del año y de fechas señaladas. Por ello, para obtener más información sobre qué hacer en estos municipios se puede contactar con sus oficinas de turismo en las que informarán sobre todo aquello que puede realizar. También se puede conseguir más información en la web www.altmaestrat.es y en las redes sociales de los municipios.