La Iglesuela del Cid ha vivido durante todo el fin de semana los festejos en honor de San Antonio organizados por los mayorales 2020. El sábado, la jornada contó con el arrastre de las zarzas con las caballerías tras el que se repartió vino, pasteles y barrecha a los asistentes. Vecinos, vecinas y visitantes tuvieron la oportunidad de disfrutar con el tiro de caballos de arrastre por las calles de la localidad.

La esperada Sanantonada tuvo lugar por la tarde y en ella participaron San Antonio, los demonios y los portadores de la tea. Tampoco faltaron los dichos a los pies de la hoguera y el encendido de esta. La jornada del sábado finalizó con una sardinada popular en el Centro social, la rifa del cerdo, la actuación de Felipe Show y la música y el baile con la discomóvil DML.

Ayer domingo tuvieron lugar la misa en honor a San Antonio, la bendición de los animales y la ronda por el pueblo en la que participaron la rondalla y varios cantadores locales.