El sobrino del escultor Eleuterio Blasco Ferrer, Joaquín Castillo Blasco, ha donado a Molinos la obra y documentación que conservaba de su tío

305
PUBLICITAT

Joaquín Castillo Blasco es sobrino del escultor Eleuterio Blasco Ferrer y ha conservado durante décadas un amplio conjunto de dibujos, fotografía, recortes de prensa y algunos objetos personales de su tío que ha decidido donar al Ayuntamiento de Molinos. De esta manera se incorpora a la ya cumplida colección del artista en el museo permitiendo conocer mejor alguna línea de dibujos de la cual había poca presencia.

“La generosidad es la tónica general de la familia de Eleuterio que siempre se ha mostrado muy dispuesta a colaborar y a compartir información para mejorar el conocimiento de la obra de su tío y esta donación lo viene a reafirmar”, afirma la responsable del área de Patrimonio de la Comarca del Maestrazgo, Sonia Sánchez.

El Museo de Molinos nació en 1984 vinculado a las ideas de la Nueva Museología e impulsado por la Asociación de amigos de Molinos. En su origen ya fue muy importante la donación de Eleuterio Blasco de escultura y pintura que conformó la colección inicial y más relevante. Y en estos últimos años, se han logrado importantes avances a través de, por ejemplo, la adquisición, por parte de la Diputación Provincial de Teruel, de un valioso grupo de esculturas que se cedió al Museo para su exposición.

Entre las piezas más destacadas de esta nueva donación se encuentran varias decenas de dibujos y la medalla de San Jorge con la que la Diputación premió la trayectoria de Blasco.

La Comarca del Maestrazgo se ocupará, como en anteriores ocasiones, de ordenar y digitalizar las piezas donadas al Museo de Molinos que forma parte del Sistema Aragonés de Museos.