De izquierda a derecha: Óscar Tena, alcalde de Vilafranca; María José Salvador, consejera de Infraestruacturas; Isabel Gil, alcaldesa de Mosqueruela y Carlos Domingo, director de Obras Públicas

La consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración de Territorio, María José Salvador, se ha reunido con el alcalde de Vilafranca, Óscar Tena y la alcaldesa de Mosqueruela, Isabel Gil, para abordar la situación de las carreteras CV-15 y CV-173

-Nota de la Generalitat Valenciana-

En este sentido, se ha acordado actuar de forma coordinada con el ayuntamiento ante el problema de drenaje de aguas pluviales que sufre Vilafranca y que afectan a la inundación de la travesía de la carretera CV-15 a su paso por la localidad.

Según ha explicado la consellera, en la reunión se ha acordado “trabajar conjuntamente y coordinar las actuaciones para solucionar este problema”. Para ello, el ayuntamiento de Vilafranca instalará un colector y acondicionará las aceras de la CV-15, mientras que la conselleria actuará en la carretera fresando y rebajando la capa de hormigón y aplicando una capa de aglomerado asfáltico. Ahora, los técnicos deberán estudiar la solución más favorable para llevar a cabo en esta carretera.

De igual manera, se ha abordado con ambos alcaldes la necesidad de seguir mejorando la carretera CV-173 entre Vilafranca y Mosqueruela. En este punto Salvador ha recordado que la conselleria ya ha acometido en esta carretera obras de acondicionamiento en aproximadamente 2 kilómetros con una inversión de 400.000 euros.