Nota de prensa del Gobierno de Aragón

El Boletín Oficial de Aragón (BOA) publica hoy la convocatoria del Plan de Formación para el Empleo de Aragón, correspondiente a este año 2016, para ejecutar acciones formativas dirigidas prioritariamente a trabajadores desempleados. El objetivo de este plan es mejorar la cualificación profesional de los trabajadores que se encuentran en situación de desempleo, con la finalidad de facilitar de manera sustancial su incorporación al mercado de trabajo.

El Plan de Formación para el Empleo cuenta con un presupuesto de 18.454.000 euros, a ejecutar entre los años 2016 y 2017. El número total de especialidades formativas convocadas es de 183, impartidas en más de 700 cursos repartidos por toda la geografía aragonesa, de los que se beneficiarán un número superior a las 10.000 personas desempleadas.

Las acciones formativas se han convocado tras un estudio de necesidades prioritarias de los trabajadores y de las empresas de Aragón, llevado a cabo por el Instituto Aragonés de Empleo (INAEM) a través de un plan de detección en el que participan agentes sociales y otros interlocutores socioeconómicos, junto con el estudio estadístico de las profesiones más demandadas en las que hay carencia de personal cualificado y de las necesidades a corto y medio plazo de nuestro sistema productivo.

Entre las 22 familias profesionales presentes en la convocatoria, destacan por el mayor número de acciones convocadas las correspondientes a administración y gestión; agraria; comercio y marketing; electricidad y electrónica; energía y agua; fabricación mecánica; hostelería y turismo; informática y comunicación; servicios socioculturales; y transporte y mantenimiento de vehículos.

La convocatoria prevé también priorizar como participantes a las mujeres, las personas con discapacidad, las pertenecientes a colectivos con especiales dificultades de inserción, jóvenes, parados de larga duración y trabajadores de baja cualificación. También contempla el otorgamiento de becas y ayudas para facilitar el acceso a la formación, así como para la contratación del servicio de apoyo necesario que facilite el aprendizaje de las personas discapacitadas en condiciones de igualdad.